Elogiemos ahora a hombres famosos

Elogiemos a hombres famosos es uno de esos raros libros que después de leerlo eres otra persona, no hay otra manera de decirlo.
En 1936 James Agee y el fotógrafo Walker Evans convivieron durante dos meses con los campesinos blancos del sur de los Estados Unidos; eran los tiempos de la gran depresión y las condiciones de vida eran durísimas. Las fotos del libro, los retratos de las familias, su pobreza y su dignidad, se han quedado grabadas para siempre en mi corazón. Cómo con una impecable descripción de una humilde vivienda todavía noto cómo los cimientos de mis estructuras mentales – ahí donde sé lo que sé, y donde claro, idealizo la vida sencilla del campo – están construidos sobre arenas movedizas.

Es un libro que no recomiendo jamás. 


A Gajmula le gusta cantar, el color amarillo, jugar a fútbol y las ensaladas de tomate.
Hoy me entero que cuando Gajmula tenía 10 años estuvo un verano con una familia en Sevilla. El padre se quitaba el cinturón para. Las costillas marcadas con un círculo verde.
No se atrevió a decírselo a su madre y al año siguiente volvió a la misma casa. 

(Hablemos ahora de lo que queráis.)


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s